¿Cómo comprender a la niñez con discapacidad intelectual?


¿Cómo comprender a la niñez con discapacidad intelectual?

por Brenda Darke

  

La joven entró con una sonrisa dulce, dio besos a los demás y se sentó a la mesa. Tenía
ropa muy de moda para una chica adolescente. Aunque no hablaba mucho, cuando se le
preguntó por su nuevo colegio, respondió muy emocionada. Es que hacía poco había
ingresado a un colegio público regular y todavía estaba conociendo a sus compañeros y
maestros. Saludaba a todos con abrazos y besos. Se puso contenta dibujando y decorando
una tarjeta con piezas de papel colorado. Después salió a jugar con algunos de sus amigos,
disfrutando la acción y riéndose, participando de todas las actividades: ensuciándose con
plastilina, cantando, orando y comiendo con gusto. No escondía sus emociones, era
transparente y entusiasta.
Ella tiene síndrome Down, no sabe leer ni escribir, pero disfruta la vida. Es la princesa de su
clase. Tiene una discapacidad intelectual. Hay muchas razones por las cuales una niña o un
niño tienen discapacidad intelectual. Los tipos de discapacidad más conocidas y frecuentes
son: síndrome de Down, autismo, síndrome frágil X, microcefalia y parálisis cerebral
(aunque esta última condición no siempre afecta el intelecto de la persona).
La inteligencia se mide a través de dos factores:
1. Funcionamiento intelectual o coeficiente intelectual (CI). Es la habilidad que tiene el
cerebro de la persona para aprender, pensar, resolver problemas, manejar conceptos
abstractos y hacer sentido del mundo. Se mide por medio de una prueba de coeficiente de
inteligencia. La medida promedio es 100. Se cree que las personas que sacan menos, entre
70 y 75, tienen una discapacidad intelectual o cognitiva.
2. Funcionamiento o conducta adaptativa: Son las destrezas que una persona necesita para
vivir independientemente. Para medir esta conducta, los profesionales estudian lo que el
niño y la niña pueden hacer en comparación con otros niños de su edad. Algunas destrezas
importantes para la conducta adaptativa son las de la vida diaria (vestirse, ir al baño,
comer, etc.); las que tienen que ver con la comunicación (comprender lo que se dice o
poder responder acorde con eso); las sociales (con los compañeros, los miembros de la
familia y otras personas).
Además, hoy en día se habla de otros tipos de “inteligencia”, como por ejemplo la
inteligencia emocional. Se dice que la inclusión de otras dimensiones es muy importante
para la calificación de una persona. Conocer el tema de la inteligencia es fundamental para
trabajar con niñez con discapacidad intelectual.
Iguales en dignidad y como personas
Al hablar de niñez con discapacidad intelectual o cognitiva no debemos pensar en algo
perjudicial, sino en una niñez que igualmente debe ser incluida y tratada con dignidad y
respeto en la sociedad. En su libro “El niño con necesidades especiales”, Estela de Bardiz

dice que “la clave de la dignidad del hombre no se halla en la autonomía, ni en su razón, ni
en su capacidad de decisión. Más bien se encuentra en esta realidad: el hombre como una
persona humana, querida por Dios por sí mismo, ha sido plasmado por las manos de Dios…
Esta dignidad así fundamentada, no queda disminuida por la gravedad de su discapacidad y
no se halla condicionada por la dificultad que tiene para comunicarse con los demás, sino
por el contrario debe alentarnos para defenderla de todas las maneras posibles.
La niñez con discapacidad intelectual es muy vulnerable a cualquier abuso. Es por eso que,
en la iglesia, hay que tener mucho cuidado de no permitir ningún atropello hacia esta
población. También hay que recordar que hay diversos niveles de discapacidad intelectual;
en algunos es muy leve, mientras que en otros es más severa y profunda. Pero en general,
todos piensan más lento y requieren más tiempo y energía para pensar y para procesar e
interpretar. Los objetivos de nuestro trabajo serán:
1) Construir relaciones con personas con discapacidad intelectual. Buscar una relación de
amistad, basada en nuestro entendimiento del valor de la persona, y no tanto en sus
capacidades.
2) Fomentar y fortalecer su relación con Dios, tratando de mostrar mediante nuestras
acciones el amor incondicional de Dios.
3) Desarrollar su relación con la iglesia. Debemos fomentar su inclusión.
Estrategias para trabajar con esta población
¿Integración o segregación? Lo ideal es siempre tenerlos integrados con los demás niños y
niñas. ¿Por qué? Principalmente para evitar su aislamiento y marginación. Frecuentemente
los niños con discapacidad no son bienvenidos en las actividades de la iglesia, porque
tenemos miedo o por la dificultad en nuestras interacciones con ellos. Pero esto es un
círculo vicioso: si no están incluidos en la vida, van a ser olvidados y, como no tenemos
espacios para ellos, tampoco van a llegar a la iglesia. La falta de contacto genera miedo. Por
el otro lado, hay que tomar en cuenta la realidad. Es cierto, algunos van a poder integrarse
muy bien en la escuela dominical y otras actividades del programa para la niñez en la iglesia
porque no tienen una discapacidad muy severa y quizás asisten a una escuela regular
durante la semana y están totalmente socializados. No obstante otros niños y niñas con una
discapacidad severa, profunda y múltiple, tiene necesidades más específicas. Algunos
expertos opinan que ellos van a necesitar también un programa muy diferente y no
integrado con los demás niños. Se recomienda evaluar cada caso individual y nunca excluir
la posibilidad de integrarlos. Pero si no funciona, se puede organizar un aula para ellos. Pero
la palabra clave es inclusión, que implica nuestro interés por tenerlos en la iglesia, incluidos
en nuestros planes, tomando en cuenta sus necesidades especiales. Cabe mencionar que
existen muy pocos materiales específicamente para las personas con discapacidad
intelectual. El ministerio Amistad ha elaborado paquetes muy completos de materiales en
español para trabajar en la escuela dominical y los ha puesto a disposición de las iglesias en
América Latina. Para más información: http://www.ministerioamistad.org o
info@ministerioamistad.org.
10 consejos para el trabajo
1) No suponer nada. Cada niño o niña es diferente y no debemos pensar que por tener
síndrome de Down, por ejemplo, no pueda leer.
2).Utilizar apoyos visuales, dibujos, fotografías en lugar de indicaciones o trabajo escritos.
Generalmente, retienen mejor las imágenes que las palabras.
3).Ofrecer siempre ayuda si se nota que la persona está confundida. Ayudar en situaciones
de peligro, pues ellos no siempre miden los riesgos, por ejemplo, con el uso de tijeras.
4) No ser impaciente. Darles más tiempo para responder o realizar alguna tarea. Muchas
veces será necesario repetir las instrucciones varias veces.5) Si son adolescentes, hay que

tratarles como adolescentes y no como niños o niñas. No
debemos dejarlos en el aula de los más pequeños.
6) Ser comprensivo si ellos no se dan cuenta de las normas de la iglesia.
7) Pensar en su seguridad en caso de emergencia.
8) Repetir las frases en la forma correcta; es decir, no se repite el error sino sólo la
corrección.
9) Darles información en forma sencilla, clara y concisa, enfocando solo un asunto a la vez.
Muchos tienen dificultad para expresarse verbalmente.
10) Dedicarles más tiempo y hacer un recorrido por las instalaciones si es su primera vez
visitando la iglesia. Pueden presentar desorientación y tensión emocional ante escenarios y
personas nuevas. Permitir que conozcan el lugar y a las personas que van a estar con ellos.
Cómo organizar las actividades
El ambiente debe ser de amor y de encarnación del evangelio. Nuestra actitud es clave.
Recordar que se debe trabajar en equipo; no es posible atender adecuadamente a esta
población sin contar con personas para cualquier emergencia o necesidad. El trabajo es muy
individualizado y se necesitan asistentes personales.
Estructurar el ambiente previamente:
· Organizar el aula
· Ubicar un programa.
· Preparar la clase y los materiales con anticipación.
· Utilizar recursos visuales.
Sobre las lecciones:
· Las enseñanzas deben ser sencillas.
· No tratar más de un tema a la vez.
· El lenguaje debe ser claro y concreto, sin metáforas ni lenguaje figurado. Usar
ejemplos cotidianos.
· Mostrar ejemplos de lo que se desea hacer, como un proyecto o una manualidad
completamente terminados.
· Separar los pasos de una actividad en tareas cortas, para presentar de a una por
vez.
· Usar canciones o coros cortos y repetitivos. Son más fáciles de aprender.
· Usar Biblias de versiones simples.
· Cambiar las actividades con frecuencia. No más de diez minutos, pues sus
posibilidades de concentración son más limitadas.
· Dejar que el Espíritu Santo actúe, y esté contento con pasos muy pequeños sin
esperar grandes cambios.
· ¡Ser flexibles! El rango de capacidades es muy grande, nos pueden sorprender.
Siempre es recomendable tener alternativas preparadas.
Manejo de conductas inadecuadas:
· Aclarar muy bien cuáles son los límites o reglas permitidas en clase; preferiblemente
pocas y dichas en positivo.
· Definir las reglas de juego acorde con la conducta.
· La disciplina debe ser inmediata y adecuada con la situación.
· Buscar oportunidades para reforzar las conductas adecuadas.
· Evitar ser “regañón”.
· Prestar atención al buen comportamiento.
· Exagerar lo elogios.· Con personas hiperactivas, realizar ejercicios y dinámicas con frecuencia y variar las
actividades regularmente.
Perfil requerido para trabajar con esta población
Debe ser una persona:
· Con actitud positiva. Se valora más la actitud que la experiencia. No es
recomendable tener actitudes paternalistas.
· Preocupado y amoroso por las niñas y por los niños con discapacidad intelectual.
· Sensible, paciente, perseverante.

Advertisements

Posted on February 6, 2014, in Artículos. Bookmark the permalink. Leave a comment.

Leave a Reply. DEJE SU COMENTARIO

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: